Earn money by answering our surveys

Register now!

Omie: una marca que aboga por la transparencia total en los precios

Earn up to 50€ by participating in one of our paid market research.

Register now!

¿Parece la crisis del Covid el despertar de la conciencia y el amanecer de un nuevo día en el consumo responsable? En cualquier caso, tuve esa sensación de despertar tras ver el recibo en la plataforma de ventas online Omie, un recibo en el que se mostraba con toda trasparencia el margen, el precio pagado al productor y el coste de las materias primas.

En este artículo, empiezo cuestionando el contexto global en el que opera la plataforma, tras lo cual paso a analizar la propuesta de valor empresarial de Omie. Por último he entrevistado a su fundador, Christian Jorge.

Resumen


ticket de caisse OMIE

El recibo que ofrece la plataforma OMIE muestra claramente la remuneración en los distintos eslabones de la cadena de producción.


Del comercio justo a la trasparencia total en la cadena de valor

Tras ser testigos del auge en el consumo de productos ecológicos durante la crisis del Covid, el artículo de hoy examina otra faceta en este cambio de comportamiento: el reembolso del consumo a todos los eslabones de la cadena de valor.

Tras lo que podría parecer una lucha, la sombra de la distribución a gran escala resulta, evidentemente, visible. No se trata de acusaciones nuevas; hace mucho que se señala a la venta minorista a gran escala de acaparar la mayor parte de los beneficios y «robar» a los productores, especialmente (y por encima de todo) a los agricultores y granjeros. Esto ha llevado a la creación de resistencias que ha adoptado distintas formas. Históricamente, al principio se produjo el surgimiento del «comercio justo», que se centraba en los países del hemisferio sur. Confinado inicialmente a organizaciones «militantes» en la década de los 60, el logo de «comercio justo» se puede encontrar ahora en los productos de enormes empresas de la alimentación, lo cual constituye la prueba, si es que hace falta alguna, de que el consumo militante ha sobrepasado su estado de mercado nicho.

De manera más reciente se han llevado a cabo iniciativas como «C’est qui le patron?» (¿Quién es el jefe?) promovidas por Nicolas Chabanne. Este ha triunfado en su intento de imponer una marca militante en los supermercados que hacen del comercio justo el componente principal de su publicidad.

Pero debemos admitir que la distribución de las remuneraciones seguía siendo tabú. ¿Quién se habría atrevido a admitir ante todos cuánto gana en una época de espionaje económico como esta? Pero eso es lo que Omie, una nueva plataforma de venta online, tiene la valentía de hacer.


Omie: trasparencia total en los precios… incluso en el recibo

répartition valeur produit Omie

La distribución de la remuneración para uno de los productos (galletas de chocolate) vendido en la plataforma Omie.

He de admitir que me quedé de piedra al ver el recibo de Omie. En él se detalla cuánto recibe cada actor en la cadena de suministro, detallado hasta el último céntimo para:

  • El productor
  • El fabricante
  • El distribuidor
  • El estado (a través del IVA)

La trasparencia que se puede encontrar en la página de los productos en sí mismos se muestra tal y como aparece en la imagen.

Hasta hay una parte reservada para la «transición ecológica», que se corresponde con la contribución voluntaria que realiza Omie.

Como muestra de que el activismo de precios no resulta inapropiado, encontré otro ejemplo de esta situación en un supermercado bretón (ver fotografía a continuación). En uno de los productos vendidos en la sección de pescadería (mejillones, para ser concretos), se muestra claramente qué proporción se le paga al productor. Es cierto que resulta menos visible de lo que lo es en Omie, pero aun así nos vemos obligados a aplaudir sus esfuerzos.


Omie: un mercado con un posicionamiento original

Omie fue creado por un emprendedor veterano: Christian Jorge. Eset fue el cofundador de Vestiaire Collective (del que ya hemos hablado aquí y aquí), y Omie es su último proyecto.

El posicionamiento de Omie resulta original al basarse, por un lado, en la trasparencia de precios, y por el otro en lo que podríamos llamar «sobriedad publicitaria». Los productos son sencillos, al igual que los envases, y tenemos la sensación de que es con el objetivo de presentar los productos lo menos transformados posible y promocionar una forma muy concreta de «sobriedad alimentaria».


¿Quiénes son los consumidores de estos productos «nicho»?

Es, por supuesto, la gran pregunta. Omie cuenta con valores que resuenan entre muchos consumidores, pero siguen tratándose de valores nicho a la hora de comprar. Nadie puede afirmar de manera razonable estar en contra de la transición ecológica, de reducir los envases o de que los productores reciban una remuneración justa, pero «vivir» dichos valores requiere un esfuerzo que no todo el mundo puede llevar a cabo. Es una situación parecida a los alimentos ecológicos; todo el mundo está a favor, pero hizo falta más de una década antes de que el consumo de los productos ecológicos despegara (puedes ver nuestra investigación sobre el mercado ecológico aquí).

Queríamos profundizar en las ambiciones de Omie, así que se las preguntamos a su fundador, Christian Jorge, cuya entrevista encontrarás a continuación.


Christian Jorge Omie

Entrevista con Christian Jorge, director ejecutivo de Omie

¿Cómo se te ocurrió la idea de Omie?

Como emprendedor con experiencia, me gusta pensar que somos capaces de cambiar el mundo. Y tras horas diseccionando las etiquetas de los alimentos para encontrar los productos adecuados que quería darle a mis 4 hijos y la eterna dualidad entre calidad/precio, decidí enfrentarme a los productos alimenticios diarios eliminando a los intermediarios que se sitúan entre los productores y sus consumidores. => Crear una marca alimenticia que controle sus productos, que los fabrique al mismo tiempo que paga a los productores, y que los entrega directamente al consumidor sin tener que pasar por oficinas centrales de compras ni centros de distribución a gran escala.

Con tal de dar apoyo a esta promesa, le ofrecemos un 100% de trasparencia al consumidor: quién gana qué, de dónde proviene (en la vida real), y cómo y con qué se ha fabricado.

¿Quiénes son los clientes de Omie y por qué compran en dicha plataforma?

Son familias, solteros… es un público bastante amplio. Se trata de gente que comprende que cada una de sus compras contribuye a crear un mañana distinto. Proponemos una experiencia de compra de productos alimenticios diarios más tranquila. Hemos diseñado lo mejor posible una referencia para cada producto: por la salud, por el sabor, por el comercio justo, por el planeta. Y siempre ofrecemos productos a precios asequibles.

¿No condenan los valores y el posicionamiento de Omie a que tu página web ofrezca servicios de manera exclusiva a un segmento limitado del mercado?

No es así. Al contrario; creemos que esto no es más que el principio, que nos convertiremos en una inspiración. Los millones de escaneos en Yuka muestran la desconfianza de los consumidores, mientras que el éxito de Quién es el Jefe indica que estos son sensibles frente al comercio justo. Todos queremos comer de manera más saludable y respetuosa. Ya tenemos a 69 productores/procesadores apoyándonos y están decididos a ver crecer esta iniciativa. Sus herramientas industriales pueden crecer con nosotros. Con nuestro posicionamiento de precios, unos precios que son posibles gracias a la venta de proximidad, estamos construyendo un proyecto accesible y popular.

Etiquetas: ,

Author: Pierre-Nicolas Schwab

Pierre-Nicolas es doctor en marketing y dirige la agencia de estudios de mercado IntoTheMinds. Sus principales campos de interés son BigData, comercio electrónico, comercio local, HoReCa y logística. También es investigador de marketing en la Universidad Libre de Bruselas y ejerce de entrenador y formador para varias organizaciones e instituciones públicas. Se puede contactar con él por correo electrónico o Linkedin.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *